Los 6 mandamientos del acondicionador

El acondicionador es un básico para cuidar el cabello que no te debe de faltar, pues dará a tu cabello brillo, hidratación, suavidad y movimiento.

1. Tu formula ideal.

Antes de comprar cualquier acondicionador, es importante conocer el tipo de cabello que tienes y sus características. ¿Es delgado, graso, seco o está dañado? ¿Tiene las puntas abiertas? ¿Es poroso? Todo esto se debe evaluar antes de elegir tu producto, ya que es esencial comprar aquel que resuelva tus necesidades o problemas de la mejor forma.

2. La combinación del  shampoo y acondicionador.

Mucha gente cree que no se pueden combinar el shampoo y el acondicionador de diferentes líneas, pero esto no necesariamente es así.

Lo ideal es utilizar los productos de acuerdo a sus instrucciones de uso y si el fabricante te dice que debes usar el sistema completo para lograr un beneficio en particular es importante usarlo así, pero si esa no es la indicación o si no quieres exactamente alcanzar el resultado que promete la publicidad es bueno ser lúdico e intentar con diferentes marcas ya que en ocasiones sus fórmulas se complementan, recuerda que en el tema de belleza, la exploración de alternativas es un “must” para lograr la personalización que necesitas.

Solo hay un punto que no debes dejar de lado y es ser consciente al momento de combinar las fórmulas, por ejemplo, si tu cabello es delgado, no es recomendable usar un acondicionador muy pesado o muy nutritivo, y si tu cabello está muy seco de nada va a servir usar una fórmula muy ligera.

Ah y por cierto…. Es importante resaltar que el acondicionador no es un producto reservado exclusivamente a las mujeres, así que hombres hay que probarlo para que también vean sus beneficios, sobre todo para aquellos que no son fans de engominarse totalmente el cabello sino lucirlo de forma más natural.

3. Cantidad ideal.

Para que el acondicionador tenga el efecto esperado, es importante prestar atención a la cantidad que se utiliza. Al momento de aplicar el producto, no uses muy poco o en exceso, ya que será menos eficaz, además de que dejará las mechas pesadas o bien será como si no te lo hubieras aplicado.

Lo ideal es elegir la cantidad de acuerdo con el largo de tu cabello; por ejemplo, si tienes el cabello medio o largo, el standard general es una cucharada y esto podría ser suficiente; si lo tienes corto, usa media o un tercio de cucharada, pero recuerda que no hay mejor indicador que lo que tú vas sintiendo al aplicarlo, todos somos distintos.

4. Acondicionador primero.

Quienes tienen el cabello muy reseco o crespo, necesitan de mayores cuidados, por lo que pueden apostar por la técnica de aplicar el acondicionador antes de lavarlo. Este procedimiento tiene como objetivo proteger al cabello de los agentes limpiadores del shampoo, que en este tipo de cabellos pueden pueden aportar resequedad. Al aplicar un producto hidratante en las puntas, como el acondicionador, una mascarilla capilar u óleos, se crea una película protectora que mantiene la hidratación de las fibras capilares.

5. Siempre enjuaga bien el acondicionador.

Una duda común es si el acondicionador se puede dejar en el cabello durante toda la noche, para mejorar la hidratación del cabello. La respuesta es: no, hay productos específicos para este efecto y claramente indican que su forma de aplicación es nocturna.

6. El acondicionador no tira el cabello.

Este es un mito que seguramente has escuchado, la verdad detrás de esto es que el acondicionador no tira el cabello, lo que sucede es que cuando surge el efecto desenredante del acondicionador, se cae el cabello que estaba en los nudos mismo que ya se había desprendido de su folículo, y que estaba ya muerto. El acondicionador no hace más que mantener tu cabello hidratado, aportar suavidad y brillo, facilitar el peinado, ayudar a tratar las puntas abiertas e incluso prevenir la rotura del cabello.

Recuerda consumir productos dentro del mercado formal para asegurarte de que tu cabello este protegido y se mantenga hermoso y fuerte; no lo olvides #CuidaTuBelleza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest

Shares