¿Qué hacer cuando las uñas se quiebran?

Si hay algo que realmente te puede arruinar el manicure es una uña rota, y si tus uñas se quiebran con frecuencia ¡uy! peor aún. Si este es tu caso o simplemente quieres endurecerlas, aquí te damos varios tips:

  1. Empieza con una sencilla acción preventiva.- Para ayudar a proteger tus uñas de cualquier daño ocasionado por el uso frecuente del esmalte, asegúrate de utilizar una base es decir un “primer” previo al esmalte, esto ayuda a hidratar tus uñas y protegerlas de las manchas. Si hasta ahora no has utilizado una base para uñas, es un buen momento para que veas los beneficios de este tipo de productos, también recuerda que tu alimentación tiene mucho que ver, agrega alimentos ricos en proteína.
  2. Cuidados especiales.- Si sientes tus uñas ligeramente ásperas en los bordes te recomendamos humectarlas, puedes utilizar aceite de baño o incluso aceite de oliva, ambos ayudarán a nutrir tus uñas y cutículas. Asegúrate siempre de hidratar también tus manos, poniendo siempre atención a tus uñas
  3. Uñas perfectamente limadas.   Procura limar tus uñas en una sola dirección, pues al limarlas en distintas direcciones puedes causar que las uñas se quiebren, o dejar bordes que pueden llegar a atorarse en tu ropa y causar que se quiebren.
  4. Repara las uñas al instante. Si se te rompe una uña la puedes cortar, limar o puedes optar por aplicarte una gota de pegamento y colocar encima un pedacito del papel del tipo de cualquier bolsita de té. Cuando haya secado por completo, lima suavemente para que se vea como parte de tu uña y para finalizar aplica encima el esmalte de tu preferencia.
  5. No uses las uñas como herramientas. Tus uñas no son tijeras, no abren tapas, no quitan etiquetas, no limpian superficies; para todo esto usa los utensilios adecuados. Las tareas cotidianas que se “solucionan” usando las uñas en realidad las van debilitando y les dan un aspecto descuidado, por eso, utiliza guantes cuando hagas la limpieza y evita el contacto con superficies rugosas.
  6. Realízate un manicure una vez a la semana. Puedes ir al salón de belleza o hacerlo tú misma en casa, pero no debes olvidarte de un buen limado de uñas y de una buena exfoliación.
  7. Cuidado con los productos para uñas. Existen esmaltes que son muy agresivos con las uñas normalmente son los que compras en el mercado informal, lo cual no va contigo ya que tu mereces lo mejor, elige productos del mercado formal, de confiables y comprometidas contigo y tu bienestar. En serio pon mucha atención en el tipo de productos que usas para pintar y cuidar tus uñas, lo que deseas es resaltar lo mejor de ti y no lo contrario… traer problemas desde estéticos hasta de salud.

Y bueno… algo que sin duda alguna resulta fundamental, es que debes de asegurarte de comer y dormir sana y adecuadamente, pues esto repercute en el crecimiento y fortaleza de tus uñas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest

Shares