Tips para lavar ropa deportiva

Si estas cumpliendo tu propósito de hacer ejercicio o practicar algún deporte, pero has notado que tu ropa deportiva guarda aromas que quizás el exceso de sudor provoca.  ¿Sientes que tu día de lavado es más pesado porque la ropa deportiva requiere de mayor esfuerzo para eliminar esos aromas? No te preocupes, a continuación, te daremos unos tips para cuidar y lavar tus prendas ¡más fácil!

La ropa deportiva se convierte en una segunda piel, por lo que es más ligera, pero a la vez delicada, esto se debe a que son prendas diseñadas con tejidos especiales y/o fibras sintéticas, para soportar actividad intensa, en constante movimiento, incluso altas condiciones de temperatura, viento y humedad.

Así que si quieres que tus prendas duren más tiempo y luzcan impecables a pesar de tus actividades, es importante que tomes nota y le des el cuidado que merecen en el lavado.

  • No dejes pasar mucho tiempo para lavar tus prendas, no las abandones por muchos días en el cesto de la ropa sucia, y menos en la mochila del gimnasio. De lo contrario, el olor y las bacterias se concentrarán aún más.
  • Una vez que regreses de hacer ejercicio, cuelga tu ropa deportiva en el tendedero para que se seque la humedad y el sudor.
  • Revisa la etiqueta de lavado, en ella encontrarás las recomendaciones en función de sus materiales, pues estos tienen ciertas propiedades e incluso cuidados específicos.
  • Separa la ropa deportiva del resto de prendas, en especial de los tejidos de fibra natural.
  • Programa tu lavadora, en un ciclo de lavado corto; también puedes optar por el ciclo de ropa delicada.
  • Utiliza un desinfectante textil o un quitamanchas que contenga desinfectante, te ayudará a eliminar más fácilmente las manchas y el mal olor; hoy en día podrás encontrar marcas que tengan detergentes formulados específicamente para ropa deportiva.
  • Para aquellas prendas de tejidos aún más delicados, puedes protegerlas con una bolsa de red o malla especial para lavado.
  • Una vez que termine el ciclo de lavado, cuelga las prendas y dejas secar al aire libre en un espacio ventilado, se te recomienda evitar la secadora.
  • Debido a que las bacterias crecen en lugares húmedos, es importante que tu mochila deportiva la laves periódicamente (dependerá de la frecuencia de actividad) y trata de mantenerla con un olor fresco.

Recuerda mantener tus productos en buenas condiciones, no olvides mantenerlo lejos del alcance de los niños.

Ahora ya sabes, que, aunque la ropa deportiva sea para actividades extremas, no quiere decir que no necesite un cuidado especial. Siempre utiliza detergentes de marcas confiables y comprometidas con tu bienestar y el cuidado de tus prendas, las cuales podrás encontrar en el mercado formal. #CuidaTuHogar

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share This